La polémica de Face App reabre los temas de la seguridad en Internet

Por estos días solo se veían fotos de personas mayores en las plataformas digitales. Literalmente fue una locura viral. El efecto y la polémica de Face App es uno de los casos de viralización del comportamiento más interesantes para analizar de los últimos años. Pero ciertamente el revuelo levantó el polvo sobre el tema de la seguridad de los datos en Internet.

Políticos, artistas, deportistas, niños, grandes, jóvenes y no tan jóvenes quisieron experimentar acerca de cómo se verían dentro de algunos años. Pocos lo hacían, al contrario, la curiosidad fue acerca de cómo nos vamos a ver en el futuro. Hasta que alguien dijo: “los rusos usaran tus datos”.

Face App es una aplicación móvil desarrolla da en el año 2017 por una empresa rusa llamada Wireless Lab. Está disponible para iOS y Android en dos versiones, una gratuita y otra pro.

La aplicación utiliza la inteligencia artificial para generar cambios en la apariencia de las personas en sus fotos. De forma automática realiza transformaciones de rostros que son altamente realistas. Se puede transformar el rostro para hacerlo más viejo, más joven, hacerlo sonreír o parecer del sexo opuesto.

Se destapó la polémica de Face App

La polémica de Face App se destapó a  mediados del mes de julio de 2019. La aplicación, y esto a raíz de su viralización, recibió críticas con respecto a la privacidad de los datos de los usuarios, que se generan con el uso de la misma.

Generalmente, los usuarios aceptan los términos y condiciones del contrato con las aplicaciones sin leerlo. Eso ocurre en el 95% de los casos. En el caso de Face App los expertos aseguran que los términos y condiciones legales son “ambiguas”.

En ellas queda establecido que los usuarios de Face App otorgan a la empresa una “licencia perpetua, irrevocable, no exclusiva, sin royalties, totalmente pagada y con licencia transferible” para “usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados, distribuir, realizar públicamente y mostrar” los resultados obtenidos.

La respuesta de Face App

Luego de estar en las principales cadenas de noticias del mundo, el fundador de la empresa, Yaroslav Goncharov, salió al paso de las críticas. Aseguró que los datos de los usuarios y las imágenes cargadas no se transferían a Rusia. Explicó que los datos se procesaban en servidores que funcionan en la nube de Google y en los servicios web de Amazon.

Wireless Lab, la empresa responsable de Face App, afirmó que la mayoría de las imágenes se eliminan de los servidores dentro de las 48 horas posteriores a la fecha de carga. Dicen que los usuarios pueden solicitar que sus datos sean borrados totalmente y que la empresa no vende ni comparte información de los usuarios con terceros.

Pensar mejor antes de decir “acepto”

La polémica de Face App nos ha puesto a pensar otra vez en el tema de la seguridad en Internet. Qué tan seguros están nuestros datos una vez que hacemos clic sobre la casilla del “acepto”. Siempre es importante asesorarnos con expertos cuando no estamos seguros de si nuestra seguridad en Internet puede ser vulnerada. Recuerden que es mejor preguntar que luego tener que lamentarnos.

Entérate de todas las novedades de la industria dando una vuelta por nuestro Blog. Tiene información muy interesante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por seguridad, se requiere el uso del servicio reCAPTCHA de Google, que está sujeto a las Política de privacidad y Términos de Google de uso .

Estoy de acuerdo con estos términos .